Noticias

 

Al realizar las obras de Errekondo nos hemos encontrado con numerosas irregularidades realizadas hace más de 10  años: arquetas mal colocadas, conductos de aguas en lugares no permitidos,... Pero lo más grave ha sido localizar el antiguo pozo séptico que daba servicio a la Villa y que se suponía estaba anulado físicamente hace más de 25 años. PERO NO LO ESTABA, CON EL CONSIGUIENTE RIESGO.

Regularizar y anular este pozo con residuos y rellenarlo para su anulación definitiva por el peligro que supone esta piscina en el subsuelo de Zubibarri nos va a costar 8.500€, gasto que no estaba previsto. ¡DINERO QUE SE VA A COMER PARTE DEL PRESUPUESTO MUNICIPAL!